Cáncer de colon

El cáncer de colon o colorrectal es el cáncer que comienza en el intestino grueso (colon) o en el recto (parte final del colon).

El cáncer de colon es el cáncer del intestino grueso (colon), que es la parte final del tubo digestivo.

La mayoría de los casos de este cáncer comienzan como un conjunto de células pequeño y no canceroso denominado pólipo adenomatoso.

Con el tiempo, algunos de estos pólipos pueden convertirse en cáncer de colon.


Síntomas del cáncer de colon

Los signos del cáncer de colon son:

  • Un cambio en los hábitos intestinales, como diarrea o estreñimiento.
  • Cambio en la consistencia de las heces, que dura más de cuatro semanas.
  • Sangrado rectal o sangre en las heces.
  • Malestar abdominal persistente, como calambres, gases o dolor.
  • Sensación de que no vaciaste por completo los intestinos.
  • Debilidad o fatiga.
  • Adelgazamiento sin causa aparente.

Sin embargo muchas personas con cáncer de colon no tienen ningún síntomas en las primeras etapas de la enfermedad.


Causas del cáncer de colon

No hay una causa única para el cáncer de colon. Casi todos los cánceres de colon comienzan como pólipos no cancerosos (benignos), que lentamente se van convirtiendo en cáncer.

Causas del cáncer de colon

Tienes mayor riesgo de padecer cáncer de colon si:

Algunas enfermedades hereditarias también aumentan el riesgo de padecerlo. Una de las más comunes se llama poliposis adenomatosa familiar (PAF).


Diagnóstico del cáncer de colon

Según la Sociedad Americana del Cáncer, se pueden usar varias pruebas para detectar el cáncer colorrectal, estas pruebas pueden ser divididas en dos grupos principales:

  • Pruebas de heces fecales:Por medio de estas pruebas se examinan las heces fecales para saber si hay signos de cáncer. Estas pruebas son menos invasivas y fáciles de realizar, pero necesitan realizarse con más frecuencia.
  • Exámenes visuales (estructurales): Con estas pruebas se observa la estructura del colon y el recto para detectar cualquier área anormal.

Pruebas de heces fecales

  • Prueba inmunoquímica fecal (FIT): Consiste en detectar sangre oculta en las heces fecales.
  • Prueba de sangre oculta en heces basada en guayacol (gFOBT): Detecta sangre oculta en el excremento a través de una reacción química.

  • Prueba de ADN en las heces fecales: Identifica ciertas secciones anormales de ADN provenientes del cáncer o de células de pólipos.

Exámenes visuales (estructurales)

  • Colonoscopia: Se utiliza una sonda larga, flexible y delgada conectada a una videocámara y a un monitor para ver todo el colon y el recto.
  • Colonografía por CT (colonoscopia virtual): Este examen es un tipo avanzado de tomografía computarizada (CT, por sus siglas en inglés) del colon y del recto.
  • Sigmoidoscopia flexible: Durante este examen, el médico observa parte del colon y del recto con un sigmoidoscopio (un tubo flexible del grosor aproximado de un dedo que tiene una fuente de luz y una pequeña cámara de video en el extremo). 

Tratamiento del cáncer de colon

El tipo de tratamiento que el médico recomiende dependerá en gran medida de la etapa del cáncer. Las tres opciones de tratamiento principales son cirugía, quimioterapia y radiación.

Sin embargo también se utilizan los medicamentos de terapia dirigida, que atacan problemas de funcionamiento específicos que permiten el crecimiento de las células cancerosas. Se encuentran disponibles para personas con cáncer de colon avanzado

También existen los cuidados de apoyo (paliativos), que son los cuidados médicos especializados que se enfocan en aliviar el dolor y otros síntomas de una enfermedad grave.


Prevención del cáncer de colon

No hay una manera que ciertamente prevenga el cáncer de colorrectal. Sin embargo, se pueden tomar medidas que ayudan a reducir el riesgo.

Estas son algunas recomendaciones por la Sociedad Americana del Cáncer:

  • Mantenerse en un peso saludable y evitar el aumento de peso alrededor de la cintura pueden ayudar a disminuir el riesgo.
  • Aumentar la intensidad y cantidad de la actividad física.
  • Limitar las carnes rojas y procesadas. Comer más frutas y verduras.
  • Evitar el consumo excesivo de alcohol.
  • No fumar. El hábito de fumar por un tiempo prolongado está relacionado con un mayor riesgo de cáncer colorrectal.

 Estadísticas

Estos son algunos datos importante acerca del cáncer de colon, por la Sociedad Americana del Cáncer:

  • En general, el riesgo de padecer cáncer colorrectal en el transcurso de la vida es de aproximadamente 1 en 22 (4.49%) para los hombres y de 1 en 24 (4.15%) para las mujeres.
  • Este tumor es uno de los más factibles de prevenir.

Vivir con cáncer de colon

Después de completar el tratamiento, un sobreviviente de cáncer probablemente tendrá que acudir a citas de seguimiento con su médico durante muchos años.

Algunos efectos secundarios ocasionados por el tratamiento podrían durar mucho tiempo o puede que incluso no se presenten sino hasta años después de haber terminado el tratamiento.

Sin duda, es importante que el estilo de vida de una persona que sufrió cáncer debe cambiar. La mejora en los hábitos cotidianos son clave.

 

 

Comentarios de Facebook

{{tituloFormulario}}

Ingresa tu número Claro
Ingresa el PIN envíado por SMS:
¡La suscripción ha sido efectuada con éxito!
Ahora puede comenzar a disfrutar de todos los beneficios de Guía Salud.
{{errorMessage.text}}
¡Usted ya es un usuario Premiun, le invitamos a disfrutar de nuestros beneficios!